Dile adiós al estrés

Imagen de crédito: Fotos de depósito | .conmoción

El estrés, considerado por muchos como el mal del siglo, se ha extendido cada día entre personas y organizaciones.

Una encuesta realizada por la Organización Mundial de la Salud reveló que el estrés afecta aproximadamente al 90% de la población mundial. Esta afección está asociada al desarrollo de una serie de enfermedades, como el cáncer y la depresión.

Irritación, desánimo, frustración, ansiedad, sobrecarga, preocupación, nerviosismo, cansancio, improductividad, insomnio, varios son los factores que pueden estar ligados a ello.

Esta enfermedad, si no se cuida y evita, puede dañar enormemente la salud física y psicológica de las personas.

Sin embargo, algunas acciones simples pueden marcar una gran diferencia en la lucha contra este mal.

Consulte algunos consejos y mejore su calidad de vida:

Comer bien

Trate de comer comidas saludables en horarios regulares. Una buena alimentación mejora el estado de ánimo y evita el estrés.

Relacione-se

Disminuye el nivel de exigencia contigo mismo y con los demás. Esto puede facilitar el manejo de situaciones que traen malestar y ansiedad.

Intenta mantener una relación sana y armoniosa con las personas que te rodean: familiares, amigos, compañeros de trabajo, etc. Cuando somos aceptados y queridos por los demás, nuestra autoestima aumenta y, en consecuencia, nuestro estado de ánimo también.

Sal de la rutina

Deshazte de las monótonas rutinas de hacer siempre las mismas cosas. Innova, busca formas creativas y alternativas divertidas para hacer más placenteras tus actividades diarias.

Corre tras tus ideales

Lucha por tus metas. No pierdas el tiempo con lamentos, alimentando frustraciones pasadas y sin compararte con los demás, adelante, busca la automotivación, mantente enfocado y ve en busca de nuevos logros.

No lleves trabajo a casa

No hay nada más agotador que volver a casa después de un largo y agotador día de trabajo y preocuparse por problemas que puedan resolverse más tarde.

Tómese un tiempo fuera del trabajo para descansar su cuerpo y su mente.

Relájate y haz ejercicio

Tómate un tiempo para ti. Respire profundamente, tome una buena ducha y masajee los puntos de tensión.

Haz actividad física. La práctica de ejercicios físicos facilita la descarga de tensiones acumuladas y reduce algunos efectos nocivos del estrés.

Sonreír

Diviértete más, valora lo bueno de la vida. Diviértete con la gente que te gusta. El buen humor es un gran aliado en la lucha contra el estrés.

Duerme bien

Los expertos recomiendan dormir siempre a la misma hora, incluso los fines de semana. Los cambios de horario pueden afectar su estado de ánimo y causar más estrés.

Tener un hobby

Tómate tu tiempo para hacer las cosas que te gustan. No hagas nada por obligación, sino por placer. Correr, pintar, escuchar música, leer, no importa la actividad, que es válida y hacer algo que te satisfaga.

Sea feliz

Vive el tuyo aquí y ahora. Sé feliz y disfruta cada momento de la vida.

¿Tiene también alguna sugerencia para acabar con el estrés?

Contribuir. ¡Deje su comentario!

* Este contenido no es una fuente para medios de comunicación o artículos de prensa, para uso o referencia, contáctenos.

Deje su comentario